domingo, 9 de enero de 2011

Capitulo Tres: Te Ayudare

―Hank―murmuro Aaron por tercera vez
Estaba en el sofá con un grueso nudo extendiéndose por todo mi interior, aun no habíamos hablado de lo que Claire me había dicho, no me atrevía a preguntarle
―¿Qué pasa? ―preguntó
No respondí ¿Por qué no podía hacerlo? ¿Por qué no podría preguntarle? Lo mire a los ojos, a sus ojos chocolate y una gran explosión de recuerdos llegaron a mi mente, había crecido si, yo lo sabia pero sus ojos, la inocencia y dulzura que contenían no se había ido con el tiempo, era el mismo Aaron que jugaba conmigo en el barro y en la playa, sentía que haber duda de conocerlo era un profundo y confuso error de mi parte porque si lo conocía, lo conocía perfectamente mas de lo que era capaz de llegar a conocerme a mi misma
―oye…
―¿Por qué dijiste eso? ―pregunte de golpe
―¿Por qué dije que? ―me miro confundido
Tome aire
―¿Por qué le dijiste eso a Jess? ―cerro los ojos parecía que estuviera ingeniando una buena respuesta para darme pero solamente respondió un simple
―porque es verdad―apreté la tela de mi camisa entre mis manos
―dime lo que es verdad aquí, Aaron―se dejo descansar en el sofá y su mandíbula se tensiono, contabilice cinco minutos en mi cabeza antes de tomar el control de la tv cuando lo hice pude notar como temblaba, parecía que iba a tener un fuerte ataque emocional si Aaron no se atrevía hablar
―que eres perfecta y que me encantaría enamorarme de ti―algo me sacudió por dentro―pero no puedo hacerlo, lo he intentado Hank pero no puedo sacarme a Sophie de la cabeza―acaricio sus sienes mientras mi pecho se sucumbía en un mar de dolor―eres…todo lo que es perfecto en mi mundo…deseo amarte Hanika, deseo amarte tanto como amo a Sophie
―no intentes controlar tus sentimientos Aaron―mi voz se quebró al pronunciar su nombre―es imposible que logres controlarlos, es imposible que te enamores de mi― imposible que te enamores de mi las palabras retumbaron en mi cabeza creando un agujero negro en mi pecho y mi corazón
―Hanika…―susurro y me estrecho junto a él, sentía su dolor como si fuera mío después de todo yo tampoco era correspondida, después de todo ninguno de los dos tenia la mas mínima posibilidad de llegar a ser amado por la persona que se amaba con todo el alma
Las lágrimas quemaban  en mis ojos y deje escapar algunas, no podía evitarlo Aaron lograba llegar hasta el lugar mas oscuro dentro de mi, era como un investigador privado de corazones y su especialidad era el mío, sus ojos alumbraban el agujero dentro de mi pecho haciéndolo abrirse aun mas para él, como si cada vez mas él lograra desnudar mi alma
―shh―susurro―no llores
―últimamente parezco una regadera―limpie mis mejillas con el dorso de mi mano
―ya decía yo que estabas atrofiada―sacudió mi cabello con sus manos sonriendo
―oye, si me lo enredas tendrás que pagarme peluquería es un  poco difícil para mi arreglarlo―hice una mueca y el beso mi cabeza, sentí la calidez de sus labios y me regocije, eso seria lo único que obtendría de Aaron el resto de mi vida, solo una hermosa y fascinante amistad, no me desagradaba la idea pero añoraba dentro de mi mucho mas
―te la pagare si aceptas salir conmigo
―¿sin Jess? ―arrugue la frente y el trazo con sus dedos las líneas que se formaron
―sin Jess―asentí  y puse mi pulgar frente a él
―¿por el pulgar?
―por el pulgar―unió su pulgar junto al mío  y los inspecciono durante algunos segundos―tu pulgar es del tamaño de mi dedo gordo―lo soltó y lo inspecciono mas cerca
―gracias―actué dolida y lo retire de forma brusca y rápida―tu cabeza es del tamaño de la barriga de Barney―la tome entre mis manos y la mire en todos los ángulos―tu nariz es extraña ¿te dejaron caer cuando eras bebe? ―soltó un bufido indignado y me permití acariciar su cabello, se sentía suave entre mis delgados y largos dedos
―vaya―resoplo Sophie, retire mis manos de Aaron lentamente mientras el se giraba para enfrentarla, mire sus ojos y se iluminaron, Sophie era como un interruptor que prendía sus ojos y los apagaba cuando quería
―hola Sophie―dije, me sonrió con la mejor sonrisa que tenia pero sabia que estaba molesta
―¿Qué haces aquí? ―le pregunto a Aaron
―vine hablar con Hanika…
―¿Disculpa? ―ubico su mano frente a él callándolo―¿Estoy hablando con el mismo cobarde que prefirió a una…―suspiro como si la palabra que deseaba usar no podría usarla―chica que a mi hermana?
―Sophie…―comencé hablar―Aaron se ha disculpado
Sus ojos rotaron de Aaron a mi aun frustrada
―lo lamento Sophie se que fui un completo patán allí pero por ello me encuentro aquí―ella mordió su labio y meneo sus pestañas
―no hablare contigo hasta hablar con mi hermana―tomo mi mano levantándome del sofá al instante―¿me disculpas?
Caminamos hacia la cocina, el repiqueo de los tacones de Sophie anunciaba que necesitaba mucho mas que “Aaron se disculpo” para sacarla de su enojo, Sophie era una completa tigresa y yo era como su cría, si algo me pasaba ella mataría y comería del muerto
―tienes cinco minutos para explicarme que ha pasado, Jake vendrá por mi―me subí a la encimera dejando a mis pies flotando en el aire
―ha terminado con Jess…―Sophie sonrió complacida, más complacida de lo que pensé que estaría― me ha defendido de ella y de sus amigas, Claire me ha llamado para decirlo, pensé que tu lo sabrías digo es como una gran noticia para todas las chicas que el ya no este comprometido―ella arrugo la nariz
―Bianca me dijo algo de Aaron insultando a la perra pero pensé que era otro delirio de los suyos―acomodo su cabello y volvió a sonreír complacida
―¿te hace feliz que la haya dejado? ―pregunte golpeando los cajones de madera con mis pies
―claro, todo lo que le pueda hacer daño a Jess me hace feliz
―no creo que la haya lastimado, se conseguirá otro chico en menos de cinco minutos―resoplo y se sentó a mi lado
―el ha lastimado su ego, nadie nunca se había atrevido a dejarla antes que siquiera ella lo pensara
El sonido de una bocina interrumpió nuestra plática, Sophie se tenso y reviso su vestuario en el último instante
―¿Qué pasa? ―pregunte viendo como comenzaba a moverse nerviosa, ella revoloteo sus manos en el aire
―Sophie―Aaron apareció en la cocina con el cubo de helado en su mano―Jake esta en la puerta―metió una gran cucharada en su boca antes de comprobar el aumento de tensión en mi hermana gemela―¿estas bien? Te ves verde―gire mis ojos hacia ella antes de que me mirara con malicia
―¿Quieres acompañarme a mi cita?
―¿Qué?
―por favor Hanika―rogo casi arrodillándose ante mí
―no quiero convertirme en una violinista contigo y Jake
―no lo serás―su boca se torció en un puchero y miro a Aaron pidiendo auxilio―tu también puedes venir
―no seré el pianista―comento él levantando sus brazos rechazando la oferta de mi hermana
―idiotas―resoplo y un flequillo se desprendió de su coleta―será una cita de cuatro ¿no querían tener una cita? ―Aaron abrió sus ojos de par en par y yo también lo hice ¿Cuánto había escuchado Sophie de nuestra conversación? Mi estomago reboto antes de que Aaron siquiera se moviera de su sitio, le di una señal de que me encargaría de ello en ese instante
―iremos, Aaron ve por los abrigos, no quiero pillar un resfriado―el arrastro sus pies afuera aturdido, si Sophie llegaba a saber de su gran obsesión por ella Aaron sufriría uno de los peores ataques de nervios de la historia del mundo. Me había hecho prometerle que nunca le mencionaría a Sophie el tema y nunca lo hice esperando que algún día mi mejor amigo se decidiera a enfrentarla a ella y a su rechazo
―¿Qué tanto escuchaste? ―le pregunte a Sophie cuando Aaron desapareció, ella soltó su coleta y recorrió su cabello con los dedos
―desde que el te invito a salir ¿Por qué? ―investigue en sus ojos la respuesta real y pude comprobar que no me estaba mintiendo, ella nunca me mentiría
―no es nada―mentí rechazando su mirada, no quería hacerla dudar de mis palabras
Aaron apareció con los abrigos y terminamos sentados en los asientos traseros del Jeep rojo de Jake, Sophie parecía una mariposa revoloteando a su alrededor, pude notar que sus manos temblaban, di click en mis archivos para preguntar su estado cuando estuviéramos lejos de Jake y Aaron
―¿A dónde vamos? ―pregunto Sophie mirándose al espejo
―a un bar
―¿bar? ―pregunto ella con algo de queja en su voz
―si, se llama Quinta avenida―Sophie me lanzo una mirada por el espejo cuando Jake menciono el nombre de el bar y sentí mis mejillas quemarse con el recuerdo de Eric
―¿no es muy temprano para ir aquel lugar? ―pregunto Aaron a mi lado
―hoy hay una función especial de baile, ya sabrán porque los llevo allí―todos asentimos y pude notar las miradas que Aaron le lanzaba a Sophie y un deseo paso por mi mente, ser ella
El lugar estaba cerrado así que tuvimos que entrar por la puerta trasera, estaba iluminado no como la última vez y primera vez que estuve allí, localice raudamente aquella mesa donde bebí casi cinco sodas y la pista donde me ate a Eric, su recuerdo paso por mi mente de nuevo, el recuerdo de él en la cafetería, el recuerdo de nosotros en la pista y el recuerdo de no querer separarme de él
―toma asiento princesa―dijo Jake plantándole un suave y dulce beso Sophie, imagine que sentiría yo si Aaron hiciera eso conmigo y me saque una sonrisa de mis labios
―¿Qué pasa? ―me susurro Aaron
―nada―me gire y mire sus ojos chocolate ¿quieres besarme?
―Hank andando―Sophie me pidió que escogiera la mesa y ¿adivinen? Tome la de Eric ¿Cómo no hacerlo si su recuerdo me hacia feliz?
Jake volvió con algunos refrescos y se ubico al lado de mi hermana la cual aun estaba nerviosa ¿Qué le pasaba a Sophie?, mire sus ojos verde esmeralda y ella evadió mi mirada,  tendría que hablarle después. Las luces se apagaron completamente y Aaron tomo mi mano, sabia que le temía a la oscuridad y me agrado su gesto, por ello lo amaba porque me conocía, conocía mis miedos y mis virtudes y me defendía de ellos
―me vas amar cuando veas esto―escuche el susurro que Jake le dio a Sophie quien sentada a mi lado estaba con su cuerpo completamente tensionado
Una luz azulada se reflejo en el escenario y una chica apareció, dio algunos vueltas de bailarina de ballet con sus tenis y escuche el piano que sonaba por algún lugar, lo busque con la mirada pero otra luz apareció y esta vez era un chico, se unió al ritmo de la chica y comenzaron a danzar lentamente con el piano, después los dos se miraron y brincaron a diferentes lados, Sophie se emociono a  mi lado y note la sonrisa de Jake. Otra luz aprecio, era blanca y Sophie ahogo un grito a mi lado cuando la chica comenzó a cantar, era Natasha
Natasha se podría decir que era la cantante favorita y amada de mi hermana gemela, su género era el pop, me gustaba su voz era una mezcla entre Cristina Aguilera y  Joss Stone y su estilo era romántico y amenazante
La chica canto suavemente hasta que algo estallo y todas las luces del escenario se prendieron para mostrar a mas bailarines que comenzaron a tomar sus posiciones, el show estuvo compuesto por Natasha cantando meneando sus caderas con el resto de bailarines, no lo hacia nada mal
Al terminar Sophie brinco de su asiento y aplaudió como loca, la acompañe y los chicos lo hicieron con nosotras. Ella tomo a Jake y le dio un largo beso en los labios, me gire a ver a Aaron pero no estaba concentrado en ello simplemente veía a Natasha y sonreía
―es linda―comente apretando su mano
―linda―confirmo el dándome una sonrisa


Jake nos llevo a casa para cambiarnos de ropa,  Sophie cantaba por todo el segundo piso mientras imitaba a los bailarines, Aaron había ido por ropa limpia a su casa igual que Jake, se suponía que tendríamos una cita cuádruple en la noche y Sophie estaba mas que feliz por haber saludado a Natasha en el bar. Me cambie rápidamente a tiempo para atender a los chicos, Sophie se tardo mas de una hora para cambiarse así que tuvimos tiempo para preparar algo de comer
―Hank…―musito Jake metiéndose otra cucharada de lasagna en la boca―esto esta realmente bueno ¿Sophie cocina como tu lo haces? ―mire a Aaron quien rio por lo bajo, mi hermana no sabia cocinar, no le agradaba meterse a la cocina―porque si cocina como tu cocinas me casare con ella
Asentí y deje la respuesta a la deriva, tome el teléfono y le marque a mis padres abogados dando aviso de nuestra posición y siguiente movimiento, Sophie bajo las escaleras con un vestido rojo que capturaba sus curvas y pude ver como le quito el aliento a nuestra visita. Sacudí mi cabeza irritada cuando Aaron dio aquella mirada de dolor cuando Jake la tomo en sus brazos
Nos dirigimos a la Quinta Avenida y el cielo ya se tornaba oscuro, tomamos nuestra mesa, la mesa de Eric, Jake trajo cerveza y sodas para todos antes de llevarse a Sophie a la pista de baile, mire hacia la barra donde un grupo de chicas se agolpaban mirando con necesidad a Aaron, el sonreía nervioso
―puedes ir con ellas, creo que saldrías vivo―dije y el negó con la cabeza
―vamos a bailar―tomo mi mano y me guio a la pista, me rodeo con sus brazos mi cintura y mi pecho daba brincos de felicidad me eleve cuando la música cambio a algo mas suave y pude tenerlo mas cerca
Sus fuertes brazos me apretaban a él, respire su aroma y me ahogue entre el, su camisa azul apretaba su torso y me atreví a poner mis manos en él, nos movimos con la música y jure que sus ojos comenzaban a resplandecer en aquel lugar, un brillo que no había visto nunca en él llego a mi, haciéndome tomar aire varias veces, sus manos comenzaron hacer pequeños circulitos en mi espalda y yo me interne en su pecho escuchando lo acelerado que estaba su corazón, estuvimos así hasta que la música cambio, gemí fastidiada cuando al Dj se le dio por cambiar la música en el instante en que Aaron comenzaba a besar mi cabeza
―¡cambio de parejas! ―grito Sophie sobre la música y me arrastro a Jake en el instante que ella tomaba a Aaron
Mire a Jake quien me atrapo antes que chocara con un chico alto, sus movimientos eran rápidos así que tuve que aprender a seguirlos con dificultad, retuve mi mirada en la chaqueta que llevaba Jake, no me atrevía a mirar a Aaron, no ahora que sabia que tendría aferrada a Sophie, no ahora que sabia que estaría feliz junto a ella, no ahora. Respire profundo y una mano toco mi hombro, me gire para encontrarme con esos ojos que conocía
―¡Eric! ―me lance sobre él y el me recibió a tiempo―¿Qué haces aquí?
―¿bailar? ―reí ante mi pregunta tonta y me gire para presentar a Jake, ellos estrecharon sus manos antes de que Eric le pidiera bailar conmigo, él acepto y camino hacia Sophie―te ves linda―dijo enrollándome
―gracias―sonreí―tu también―y no mentía, llevaba unos pantalones oscuros y una camisa verde, su cabello rubio estaba peinado pero no de una forma tonta sino de una forma rebelde
―robaste mi mesa―me acerque a él y comenzamos a bailar
―lo siento, es mi favorita
―no importa―bailamos hasta que sentía la necesidad de refrescar mi garganta
―¿Cuántas sodas llevas? ―me pregunto Eric cuando nos hallábamos en la mesa
―es mi primera―comente tomando otro sorbo
―¿Qué tienes…―acaricio la parte baja de mis ojos con su dedo―¿estabas llorando?
―si―respondí apartando su dedo
―¿Aaron?
―si―me dio una de esa miradas de Aaron-es-un-idiota y tomo su cerveza de la mesa
Escuche el cuero hundirse a mi lado y encontré a Sophie acomodándose su cabello con furia
―¿te pasa algo? ―ella arrugo la frente y respiro hondo
―estoy enojada
―¿Por qué?
―no se―resoplo―pero no me voy  a quedar aquí―me arrebato la soda de mis dedos y comenzó a caminar como toda una leona apunto de atacar a su presa
Eric a mi lado rió y yo construí el camino que ella estaba llevando y me encontré con Aaron atrapado entre cuatro chicas en la barra, parecía que necesitaba una ayuda para quitárselas de encima y lanzaba miradas a todos los lugares en una forma de pedir auxilio. Su mirada encontró la mía y sonrió de una manera dulce antes de mirar a Eric y fruncir el seño, Sophie interrumpió nuestra mirada al ubicarse frente a él, escupió algunas palabras de su boca que no pude saber que eran y mojo a una chica la que estaba a punto de meter sus manos entre los pantalones de mi mejor amigo
Aaron reacciono levantándose y tomando las manos de Sophie quien pude notar y sentir dentro de mí que no estaba para nada contenta. Me levante de la mesa y corrí hacia ellos en el instante en que Sophie le gritaba a las chicas
―¡perras! ―la tome del codo y la gire, sus ojos parecían dos llamas flotantes y apretaba la soda entre sus manos de una forma brutal, supe al instante que tendría que sacarla de allí, mi hermana iba a explotar y no iba a permitir que todos la vieran haciéndolo, no permitiría que quedara en ridículo. Le di una mirada a Eric quien ya estaba detrás de mí y a Aaron de no-me-sigan y camine junto con Sophie a la salida. No me atrevía hablar con ella y ella no pronunciaba ninguna palabra, parecía que su enojo se había traslado a mi porque tenia el menester de aplastar a la primera persona que me encontrara en el camino, me ubique en la carretera con ella a mi lado y detuve un  taxi rápidamente, le pedí al señor con una voz que forcé para que fuera decente como llegar a mi casa
Las ventanas chirriaban por el viento cuando llegamos a casa, subimos las escaleras dando grandes pasos y  nos internamos en nuestros cuartos dando fuertes portazos a la puerta, trate de respirar hondo pero no funcionaba ¿Por qué me sentía enojada?...por Sophie. Camine a su cuarto y empuje la puerta con toda la fuerza que necesitaba expulsar de mí
― ¿Qué rayos pasa? ―ella lanzo uno de sus peluches al piso y pataleo― ¡cálmate! Me estas descontrolando―le pedí apretando mi camisa con mis dedos, ella lanzo otro peluche antes de comenzar a gritar y a lloriquear
―estoy descontrolada Hank―dijo dándole una patada a todos los peluches que yacían en el piso
―¿Por qué? ―respira el ser una gemela y compartir tus sentimientos no me agradaba en aquel momento, no me agradaba sentir tanto enojo que ni siquiera era mío, no me pertenecía
―creo…―se tiro al suelo y comenzó a nadar en un gran mar de lagrimas y de pronto yo también comencé a llorar
―Sophie―susurre arrastrándome a ella, ella levanto la cabeza y sorbió por la nariz
―creo que estoy enamorada de Aaron―soltó con pesadez y sentí como una mirada de dolor cruzo sus hermosos ojos verdes y yo también sentí su dolor dentro de mi pecho, curvando mi corazón haciéndome aun mas infeliz de lo que ya era―tienes que ayudarme Hanika, tienes que ayudarme―me abrazo y continuo llorando, sus lagrimas ahora eran mías, su dolor ahora era mío y no pensé en nada mas que en ella cuando respondí
―te ayudare

10 Umpalumpas ♥ :

  1. :o hay que ver que Hanika es muy buena hermana!
    yo la huebiera dejado sola, y me hubiera quedado con Eric.
    ¿se me nota que ya estoy obscecionada con el?

    con respecto a la conversascion de Hank y Aaron, me gusto bastante, creo que va hacer mi escena favorita de este capitulo, es muy facil identificarse con ellos, por que quien no ha tenido un amor no correspondido?.
    sigue adelante con la trama!

    ResponderEliminar
  2. alaaa pobre Hanika, se a portado genial con su hermana.
    Me a encantado estoy deseando leer maaaaaaaas!!!!!!!
    1Bso!!(L)

    ResponderEliminar
  3. Hola Annie!!!! gracias x pasar y espero k el premio te gustara paso por aquí para leer el cao k mas dixo y te aviso que ya tengo el cap dos de exilio http://lighting-susurrosenlanoche.blogspot.com espero que te guste!!

    vaya capiiituloooo y mejor k sea largo, Hanika es un SOOOOLLL, yo kiero una hermana asi a ver si para las proximas navidades me la mandan ajajaj
    me encanta cmo se pone Sophie porque está enamorada!! genial la escena kuando publiques avisame k no me quiero perder nadaaaaaaaaaa
    un saludo!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  4. :O pero pero pore hanika encima la hermana aora se lo kita?? dios esk uff pobrecita
    espero k todo la salga bien pork me da pena
    nena espero le sigiente besos

    ResponderEliminar
  5. Gracias Chicas que bueno que les gusto
    Y vero no te preocupes a mi tambien me agrada Eric
    y si Hanika es un sol con Sophie
    ya van a ver lo perfecta hermana que es
    Besos :D

    ResponderEliminar
  6. mi fan numero!!!! cuantos comentarios me has dejado!!! me ha salido una sonrisa que me daba la vuelta a toda la cabeza k ilusion!!

    me alegro que Exilio te gustara y pidieras la muerte de los vampiros.
    tb que adorar a la noxe te gustara a pesar ser corto, sk keria k fuera asi y me alegro k lo vieras tan dulce y tierno como yo, disfrute muxo escribiendolo!!

    y x tu premio: sk te lo mereces!!! xk eres un sol!! gracias x invertir tiempo en leerme y comentar, tus comentarios me dan animos!! y razones para seguir!!

    eres un encanto!!
    un saludo!

    Lighling

    ResponderEliminar
  7. Hola, jejeje muy bueno el cap, oye ya subi el quinto capitulo aka esta el blog saludos http://avenidadelosdreams.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  8. lo sabía (>.<) sabía que Sophie esyaba celosa perdida con Jess por eso le había tirado la soda jajaja Pero Hanika, aunque la verdad esk prefiero a Erik mil veces mas. El que más penika me da es el pobre Jake,con lo lindo k es con Sophie y ella ya no lo quiere T^T
    Seguré leyendo más tarde :D
    Muchos besotes y cuidate!!

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola! Mm., ya lo sospechaba, con razón, uhh y si yo no sabre lo que es estar en esa situación, es horrible, pero creo que Hank no dudara en hacer lo correcto, porque ella realmente ama a Aaron, asi que seguramente arreglara las cosas para que su hermana y él se lleven bien =). Oh, eso espero.
    Bueno, continuo leyendo, tu historia esta preciosa, me encanta.
    Te cuidas muchisimo, y te sigo leyendo.

    ResponderEliminar
  10. D: !!! waaaaaaaaaaaa T_T genial tengo k seguir leyendoooo D:!!

    ResponderEliminar

Exprésate ♥ :)